domingo, 16 de febrero de 2014

LASAÑA DE BERENJENA CON CARNE DEL COCIDO

Una manera diferente de aprovechar la carne que nos sobra del cocido y así no hacer siempre croquetas.



INGREDIENTES:
  • 3 berenjenas.
  • Carne del cocido (morcillo, gallina, pollo, punta de jamón, etc).
  • 1 pimiento verde italiano.
  • 1 pimiento rojo italiano.
  • 1 cebolleta.
  • 3 dientes de ajo.
  • 2 cucharadas de harina.
  • 400 gramos de tomate frito.
  • Media copa de vino blanco.
  • Una pizca de tomillo.
  • Aceite de oliva.
  • 40 gramos de mantequilla.
  • ½ litro de leche.
  • Nuez moscada.
  • sal.
  • Queso rallado.

REALIZACIÓN:

Cortamos las berenjenas en lonchas de medio centímetro a lo largo, las ponemos en una bandeja con papel de cocina y las echamos un poco de sal por encima para que suelten el agua y pierdan parte de su amargor. Las dejamos por lo menos una hora.
Picamos todas las carnes del cocido con el cuchillo en trozos pequeños y reservamos.
Pelamos los ajos y los cortamos en rodajas. Pelamos la cebolleta y la picamos junto con los pimientos también en trocitos pequeños, reservamos.
En una cacerola ponemos unas tres cucharadas de aceite de oliva y pochamos las verduras con un poco de sal, cuando estén bien pochadas incorporamos la carne, le damos unas vueltas, le echamos una pizca de tomillo, media copa de vino blanco y el tomate frito. Lo movemos bien para que se mezcle y lo dejamos cocinar unos 15 minutos a fuego medio bajo para que se termine de hacer.
En otra cacerola hacemos la bechamel de la manera tradicional, nos tiene que quedar una salsa más bien ligera no demasiado gorda para que nos nape bien. Echamos la mantequilla y un chorro de aceite y la ponemos al fuego, cuando este derretida la mantequilla echamos la harina y la cocinamos bien hasta que nos tome un poco de color dorado pero sin que se nos queme que si no fastidiamos el plato. Una vez cocinada la harina echamos la leche bien caliente y sin parar de mover con unas varillas la cocinamos por espacio de unos 15 o 20 minutos, la sazonamos con un poco de sal y una pizca de nuez moscada (si es posible recién rallada). Reservamos.
Ponemos una plancha o una sartén al fuego y con un poco de aceite pasamos las lonchas de berenjenas (sécalas con un poco de papel de cocina para que terminen de soltar el agua) hasta que estén doraditas. Las sacamos a un plato con papel de cocina y reservamos.
Bien, cuando tenemos todos los ingredientes preparados empezaremos a montar el plato.
En una bandeja de horno, untamos el fondo con un poco de aceite y colocamos la primera capa de berenjenas, sobre ellas echamos un poco del preparado de carne, un poco de bechamel y ponemos otra loncha de berenjena. Esto lo repetimos varias veces hasta que terminemos de montar todos los pisos (con estas cantidades me salio para cuatro lasañas de tres pisos cada una.). Terminamos cubriendo con una buena capa de bechamel y un poco de queso rallado. Lo metemos al horno precalentado y gratinamos por espacio de unos 5 o 10 minutos, dependerá de la potencia del horno, hasta que el queso este fundido y tenga un bonito color dorado.

Si te sobra preparado de carne, que te sobrara, puedes preparar unas empanadillas, una empanada o usarla como fondo para hacer una pizza, lo que más te guste o se te ocurra.

lunes, 6 de enero de 2014

BIZCOCHO DE NARANJA Y CHOCOLATE

Esta receta la saque de un libro de repostería francesa que me regalaron por mi cumpleaños, unos de los libros de recetas que más me han gustado de todos los que tengo.


INGREDIENTES:

PARA LA MASA DEL BIZCOCHO:
  • 4 huevos.
  • 280 gramos de azúcar.
  • 100 gramos de nata liquida.
  • 70 gramos de mantequilla.
  • 220 gramos de harina.
  • 2 naranjas.
  • 6 gramos de levadura.
  • 70 gramos de pepitas de chocolate negro.
PARA EL JARABE:
  • 100 gramos de agua.
  • El zumo de 2 naranjas.
  • 100 gramos de azúcar.

REALIZACIÓN:

Lavamos bien las naranjas y rallamos su piel sin llegar a la parte blanca, que es la que amarga. Derretimos la mantequilla en el microondas y reservamos.
En un bol grande ponemos el azúcar, la ralladura de naranja y los huevos, lo batimos hasta que quede bien mezclados y empiecen a blanquear. Añadimos la nata tibia, que no este fría de la nevera, la harina junto con la levadura, bien tamizada con la ayuda de un colador para que no pase ningún grumo, la mantequilla derretida y las pepitas de chocolate, dejamos algunas para echarlas por encima de la masa. Batimos bien para que se mezclen todos los ingredientes hasta que nos quede una masa fina y brillante.
Si no tenemos pepitas de chocolate, lo podemos sustituir por una tableta de buen chocolate negro que partiremos con la ayuda de un cuchillo en trozos pequeños.
Engrasamos con un poco de mantequilla un molde y le esparcimos un poco de harina, solo lo suficiente para que nos haga una fina película en las paredes del molde, con esto conseguiremos que sea muy fácil desmoldar el bizcocho una vez horneado.
Echamos la masa preparada, le ponemos por encima las pepitas de chocolate que tenemos reservadas y lo metemos al horno precalentado a 160º por espacio de unos 40 minutos. Como siempre digo, el tiempo es orientativo pues dependerá del tipo de horno que tenga cada uno en su casa. Comprobaremos que esta echo pinchando en el centro del bizcocho con un cuchillo fino, si sale limpio es que esta y si no pues le dejamos unos minutos mas hasta que este correctamente horneado.
Mientras que esta la masa en el horno, prepararemos el jarabe con el que bañaremos el bizcocho. Ponemos en un cazo a calentar el azúcar, el zumo de las dos naranjas y el agua. Lo dejamos cocer a fuego fuerte unos minutos sin parar de mover para que el azúcar se deshaga. Reservamos y dejamos que se enfríe.

Una vez echo el bizcocho, lo sacamos del molde y lo dejamos enfriar encima de una rejilla (la que tenemos en el horno nos vale), cuando este tibio casi frío lo vamos bañando con el jarabe con la ayuda de una brocha por todas sus caras para que se empape bien de liquido. Lo dejamos enfriar del todo y listo para comer un rico y jugoso bizcocho de naranja con el toque del chocolate.

miércoles, 25 de diciembre de 2013

PIQUILLOS RELLENOS DE MARISCO


Con los langostinos y mejillones que sobraron de la cena de Nochebuena, improvise unos ricos y deliciosos pimientos rellenos para la comida de Navidad. Así se aprovecha lo que no somos capaces de comernos en estos días de celebraciones.



INGREDIENTES:

  • 16 langostinos o gambones grandes.
  • 12 mejillones cocidos.
  • 15 pimientos del piquillo.
  • 1 rodaja o lomo de merluza de unos 200 gramos.
  • 1 espina de merluza y su cabeza.
  • 2 cebolletas.
  • 1 puerro.
  • 2 hojas de laurel.
  • 1 bote de nata para cocinar (200 ml).
  • 1 bote pequeño de tomate frito.
  • Perejil picado.
  • Sal.
  • Aceite de oliva.

REALIZACIÓN:

Cuece los mejillones y los langostinos, pélalos y resérvalos.
En una cacerola grande y alta ponemos un litro y medio de agua, el puerro limpio y partido por la mitad, las hojas de laurel, las espinas de la merluza con su cabeza, la rodaja o lomo de pescado y un poco de sal, lo ponemos a cocer para hacer un rico caldo de pescado unos 30 minutos. Cuando hayan pasado unos 5 o 7 minutos sacamos la rodaja o lomo de merluza, puesto que se cuece enseguida y no es necesario que se haga demasiado. Una vez pasado el tiempo de cocción, colamos bien el caldo y reservamos. Como solo necesitamos un poco de este delicioso fumet, lo que nos sobre lo podemos congelar y así tenemos caldo para otra receta que lo necesite.
La carne de los mejillones, los langostino y el pescado limpio de espinas y de piel los parimos en trozos muy pequeños, si tenéis picadora podéis triturarlo hasta conseguir casi una pasta.
En una cacerola o sartén ponemos tres cucharadas de aceite de oliva y pochamos una de las cebolletas picaditas. Cuando este bien pochado añadimos el pescado y los langostino picados, les damos unas vueltas para que se rehogue todo junto y le vamos echando unas cucharadas de tomate frito hasta conseguir que nos quede una pasta jugosa pero no demasiado liquida con la que rellenaremos los pimientos. Rectificamos de sal si hace falta, que no lo hará y lo dejamos enfriar.
Para preparar la salsa, picamos la otra cebolleta en trozos pequeños y 3 de los pimientos del piquillo. En una cacerola ponemos tres cucharadas de aceite y pochamos bien la cebolleta, cuando este echa incorporamos los pimientos y dejamos rehogar unos minutos. Echamos medio vaso de caldo de pescado, un poco del líquido que traen los pimientos y dejamos cocer unos 3 minutos. Pasado este tiempo, trituramos bien, le echamos el bote de la nata, un poco de perejil picado y lo ponemos otra vez a fuego fuerte para que ligue la salsa y espese un poco sin dejar de mover. Rectificamos de sal y reservamos.
Rellenamos los pimientos con la farsa que tenemos preparada, con cuidado de no romperlos. Los vamos colocando en una bandeja de horno y cuando estén todos rellenos los napamos con la salsa. Metemos la bandeja en el horno precalentado a 200º unos 8 o 10 minutos.

Una vez hechos servimos las raciones y les echamos un poquito de perejil por encima y listo unos deliciosos pimientos del piquillo rellenos de marisco.

domingo, 22 de diciembre de 2013

POLLO ASADO CON LONGANIZA Y CIRUELAS PASAS


INGREDIENTES:

  • 1 pollo entero y limpio preparado para asar.
  • 1 cebolla.
  • 1 manzana reineta.
  • 4 longanizas frescas.
  • 1 puñado de piñones.
  • 1 puñado de ciruelas pasas.
  • 1 vaso de vino Pedro Ximenez.
  • 1 vaso de caldo de pollo.
  • 1 limón.
  • 1 cucharadita de perejil picado.
  • 1 cucharadita de orégano.
  • Sal, pimienta.
  • Aceite de oliva.

REALIZACIÓN:

Dejamos hidratar las ciruelas en el vino una hora como mínimo.
Picamos la cebolla, le sacamos la carne a las longanizas, pelamos la manzana y la cortamos en trozos pequeños.
En una sartén con un poco de aceite de oliva pochamos la cebolla, cuando este echa incorporamos la carne de las longanizas y rehogamos todo unos minutos. Le incorporamos la manzana, las ciruelas partidas en trozos y los piñones, salpimentamos, le damos unas vueltas para que se rehogue un poco y le echamos medio vaso de vino Pedro Ximenez. Sin parar de mover dejamos hacer unos minutos hasta que el vino se consuma y nos quede un relleno sabroso y jugoso.
Salpimentamos el pollo por dentro y por fuera, lo rellenamos con la preparación anterior cerrándolo con la ayuda de unos palillos o de cordel de cocina.
Ponemos el pollo en una fuente de horno, rociamos por encima con un chorrito de aceite y lo metemos al horno precalentado a 180ºdurante unos 25 minutos, pasado el tiempo lo sacamos le damos la vuelta al pollo y le echamos el resto del vino y un poco de agua (como una copa mas o menos). Lo tenemos otros 25 o 30 minutos, hasta que el pollo este echo.

Una vez asado el pollo, lo sacamos a una fuente y echamos la salsa que tenemos en una cazuela pequeña. Lo ponemos al fuego y le echamos la cucharadita de perejil picado, la cucharadita de orégano, el medio vaso de caldo de pollo (se puede sustituir por agua y media pastilla de concentrado de caldo) y un chorreón de zumo de limón. Lo dejamos cocer unos minutos a fuego fuerte para que reduzca un poco y se mezclen todos los sabores y lista la salsa para acompañar este rico pollo asado 

domingo, 1 de diciembre de 2013

MUSLITOS DE POLLO EN SALSA DE CHAMPIÑÓN



INGREDIENTES:
  • 10 muslitos de pollo.
  • ½ kilo de champiñón fresco.
  • 1 cebolla.
  • 1 litro de caldo de pollo.
  • 200 ml. de nata para cocinar.
  • Sal.
  • Pimienta negra molida.
  • Aceite de oliva.

REALIZACIÓN:

Pelamos y picamos la cebolla en trozos pequeños y reservamos.
Limpiamos bien los champiñones de restos de tierra y los partimos en trozos, podéis reservar unos pocos si queréis para ponerlos de guarnición.
Salpimentamos los muslos de pollo y los doramos en una cazuela con un poco de aceite. Cuando estén bien doraditos los sacamos a un plato y los reservamos.
Quitamos un poco de aceite dejando solo lo suficiente para pochar la cebolla con un poco de sal. Cuando este pochada incorporamos los champiñones y dejamos rehogar unos minutos a fuego fuerte hasta que reduzcan de volumen a la mitad. Cuando estén reducidos echamos el caldo y los muslitos de pollo, movemos bien la cazuela y dejamos cocer por espacio de unos 15 minutos aproximadamente.
Una vez que veamos que los muslos están cocinados los sacamos de la cazuela y trituramos la salsa, le incorporamos la nata, movemos bien para que se mezclen y volvemos a meter los muslos, dejando cocinar todo junto unos 5 minutos para que la salsa espese un poco y se unifique los sabores. Rectificamos de sal y de pimienta si le hace falta y plato terminado.

Si queréis podéis poner como guarnición unas laminas de champiñón echas a la plancha, un poco de arroz, unas bolitas de patatas fritas con perejil o lo que mas te guste.

domingo, 24 de noviembre de 2013

LUBINA EN SALSA DE PIQUILLO




INGREDIENTES:

  • 4 lubinas en filetes.
  • 3 patatas medianas.
  • 1 cebolla.
  • 12 langostinos crudos.
  • 12 mejillones crudos.
  • 1 bote pequeño de pimientos del piquillo.
  • 1 cucharada de harina.
  • 1 cucharada de perejil picado.
  • 1 cucharadita de curry.
  • 1 cucharadita de ajo en polvo.
  • 1 copa de vino blanco.
  • 3 vasos de caldo de pescado.
  • Pimienta negra molida.
  • Sal.
  • Aceite oliva.

REALIZACIÓN:

Limpiamos los mejillones y los cocemos en una cacerola con un vaso de agua. Una vez cocidos sacamos la carne de las conchas, colamos el líquido de cocción y reservamos.
Pelamos y picamos la cebolla en trozos pequeños, reservamos.
Pelamos las patatas y las cortamos en rodajas de medio centímetro.
Salpimentamos los filetes de lubina limpios de espinas y de escamas. En una cacerola grande y baja ponemos dos cucharadas de aceite y hacemos los filetes a la plancha hasta que la piel este tostada, no hacerlos demasiados puesto que se terminan de hacer en la salsa. Una vez hechos sacarlos a un plato y reservar.
En la misma cazuela echamos un poco más de aceite y pochamos la cebolla con un poco de sal. Cuando este pochada echamos la cucharada de harina, la rehogamos un poco para que pierda el sabor a crudo, le echamos la copa de vino y el caldo. Movemos bien para que ligue la salsa, metemos las patatas, la cucharadita de curry y dejamos cocer a fuego fuerte unos minutos.
Mientras tanto en el vaso de la batidora echamos tres pimientos del piquillo, una pizca de sal, una pizca de ajo en polvo,  un poco de perejil y el caldo de los mejillones. Trituramos todo bien y le incorporamos esta crema al guiso. Movemos bien para que se mezcle y continuamos la cocción hasta que las patatas estén casi echas.
Cuando veamos que a las patatas les queda como unos cinco minutos, incorporamos los langostinos (pelados o sin pelar), los mejillones, los filetes de lubina y un poco de perejil picado. Movemos con cuidado la cazuela para que se mezclen bien los ingredientes pero que no se nos rompan los filetes, rectificamos de sal si le hace falta, dejamos cocinar unos cinco minutos a fuego medio y servimos las raciones.

Lo podemos acompañar con los piquillos que nos sobraron confitándolos como explique en otra receta. Para ver pincha aquí. 

domingo, 17 de noviembre de 2013

CREMA DE CHAMPIÑONES


     Una rica y nutritiva crema de champiñones, es muy fácil de hacer y gusta a casi todo el mundo.


INGREDIENTES:

  • 500 gramos de champiñones.
  • 1 cebolla.
  • 2 dientes de ajo.
  • ½ litro de caldo de pollo o de verduras.
  • 100 ml. de  nata para cocinar.
  • 2 rebanadas de pan de molde.
  • 1 cucharadita de ajo en polvo.
  • 2 cucharaditas de perejil picado.
  • Sal.
  • Pimienta negra molida.
  • Aceite de oliva.

REALIZACIÓN:

Pelamos y picamos la cebolla y los dientes de ajo.
En una cacerola con unas tres o cuatro cucharadas de aceite de oliva, pochamos la cebolla y los ajos con una pizca de sal hasta que estén hechos procurando que no se nos queme.
Mientras tanto limpiamos bien los champiñones y los cortamos en trozos, reservando dos de ellos para el final, que usaremos como guarnición. Una vez este echa la cebolla echamos los champis, salpimentamos y dejamos hacer unos cinco minutos hasta que reduzcan su volumen a la mitad. Regamos con el caldo y dejamos cocer a fuego medio unos 15 minutos.
Una vez echo, incorporamos la nata y trituramos bien todo hasta que nos quede una crema ligera, si quieres que te quede mas fina la puedes pasar por un colador. Rectificamos de sal o de pimienta si le hace falta y la ponemos otra vez al fuego para darle un pequeño hervor de un par de minutos sin dejar de mover para que no se nos pegue. Reservamos al calor.
Los dos champiñones que reservamos los picamos en láminas finas y las rebanadas de pan las cortamos en tiras de medio centímetro de grosor.
En una sartén calentamos una cucharada de aceite y hacemos a la plancha las láminas de champiñón, salpimentamos y reservamos.
En la misma sartén ponemos un poco mas de aceite y freímos las tiras de pan, cuidado de que no se nos queme pues el pan se fríe enseguida. En un plato mezclamos el ajo en polvo con el perejil picado y rebozamos las tiras de pan frito.
Servimos las raciones de crema y la acompañamos de unas láminas de champi a la plancha y unas tiras de pan frito con ajo y perejil.

Si le queréis dar un toque mas sofisticado al plato, le podéis echar una gotas de aceite de trufa y a triunfar.